sneakers

Nike Air Max: La evolución del aire visible

18/03/2015

Hola! esta semanas son muy importante porque una de nuestras zapatillas favoritas cumple años (26.03), así que empezó la cuenta regresiva de este gran día. Yo soy un a fanática de las Air Max y creo que el 90% de Chile también lo es (si no camine un rato y fíjese en las zapatillas que lleva la gente puesta). Para empezar con esta cuenta regresiva creo que es importante conocer un poco mas de que se trata esta tecnología que revolucionó el calzado deportivo a un nivel inimaginable.

 

ANATOMY_OF_AIR_LEAD_JPEG_EXE_original

 

En 1987, Nike Air no era una nueva propuesta. Los corredores ya estaban familiarizados con los beneficios de la tecnología de amortiguación, que apareció por primera vez en la Nike Tailwind en 1978. Sin embargo, hay que ver para creer.

Nike Air tocó el cielo con las manos cuando esto se convirtió en algo más que un sentimiento. Tinker Hatfield, diseñador de Nike, se dispuso a hacer este avance de la tecnología visible, para que los corredores pudieran entender mejor sus beneficios de amortiguación. Creó la Nike Air Max con aire visible, que dio a luz a una franquicia que alteró para siempre el curso de zapatillas de deporte.

La historia del aire visible no comenzó con el diseño de Hatfield. Más bien, todo comenzó cuando David Forland, el Director de Innovación en Amortiguación de Nike, se unió al equipo en 1985. En muchos aspectos, Forland es el mayor experto del mundo en aire visible. El ha estado enfocado en llevar la tecnología a nuevos territorios inexplorados durante los últimos 30 años.

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM1_original

Forland es también el primero en admitir que el camino hacia Air Max no estuvo libre de obstáculos. En los años 80s, Forland construyó prototipos de cápsulas de aire (Air-Sole) a mano. Se topó con un momento crítico en la historia de aire visible cuando decidió girar la cápsula y colocar las costuras en las partes superiores e inferiores en vez de en las áreas perimetrales de la cápsula.

 

“En ese momento se encendió la lamparita. Construí un nuevo prototipo ahí sobre la marcha”- David Forland.

 

Y así nació el primer prototipo de la tecnología de aire visible Nike Air, y las Nike Air Max 1 fueron el primer zapato en mostrar el aire. Antes de este descubrimiento, las cápsulas de aire de Nike (Air-Soles) se estaban volviendo cada vez más delgadas, no más grandes.

“Las unidades de aire de Nike (Air-Soles) se estaban volviendo más y más delgadas para que el proceso de fabricación fuera más fácil. Queríamos volver a inyectar más aire en la suela para lograr una fuerte sensación de amortiguación bajo los pies. “- David Forland

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM90_original

 

En un esfuerzo por aumentar la percepción sensorial de caminar en el aire, Forland cambió rápidamente el enfoque.

 

“Si nos fijamos en la historia de Air Max, sobre todo desde 1987 hasta 1993, una de las principales diferencias entre los modelos fue que cada versión contenía un mayor volumen de aire que la anterior, y por el contrario, presentaba una menor cantidad de espuma. “La espuma se rompe; pero el aire no”, cuenta David Forland.

Durante la búsqueda de mayor volumen de aire, Forland tuvo otro momento de revelación. La eliminación de la espuma entre la suela y la unidad de aire (Air-Sole) podría crear un espacio para el aumento del volumen de aire. Con esa idea llegó la Nike Air Max 180, el primer zapato que cuenta con 180 grados de aire visible (Air-Sole), tarea que no fue fácil para Forland.

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM93_original 

 

“Era mucho más fácil explicar esta idea que llevarla a cabo. Las Air Max 180 fueron una de las zapatillas más difíciles de crear. “- David Forland

 

En ese momento tanto las Air Max 1, como las Air Max 180 y las Air Max 90, todas contenían unidades de aire (Air-Sole) en la parte delantera del pie, encapsuladas en espuma. A medida que continuaba la búsqueda de una zapatilla deportiva totalmente sin espuma, el equipo hizo un descubrimiento monumental: un método de diseño de cápsulas de aire (Air-Sole) llamado moldeo por soplado.

Utilizada por primera vez en la Nike Air Max 93, esta técnica permitió la creación de cápsulas de aire tridimensionales, que no dependían de la presión del aire. Ahora, las cápsulas de aire podía ser diseñadas para adaptarse a la curvatura de la parte delantera del pie. La Nike Air Max 95 usó a fondo esta innovación, que consistía en dos unidades separadas de aire moldeadas por soplado. Esta fue la primera manifestación de aire visible en la parte delantera del pie.

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM95_original

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM97_original

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM180_original

 

En 1997, los diseñadores y desarrolladores de Nike descubrieron la forma de crear una cápsula de aire plena, que cubriera toda la superficie, lo que implicó un salto monumental hacia el objetivo de lograr diseñar una Air Max completamente carente de espuma. El primer paso fue construir una unidad interconectada entre el talón y la parte delantera del calzado. La siguiente tarea fue encontrar la manera de mantener la película fundida el tiempo suficiente para cerrar un molde tridimensional a su alrededor. Muchos prototipos y un tren bala más tarde, la Air Max 97 hizo su debut.

Después de haber podido sortear el desafío de aire a lo largo de toda la superficie, parecía como que las ideas acerca del aire eran interminables. Nike comenzó a centrarse en otras formas de amortiguación, una de ellas fue el aire sintonizado. Este innovador concepto de amortiguación de aire debutó por primera vez con el modelo Nike Air Max Plus de 1999 y utilizaba estructuras físicas para aumentar la estabilidad de amortiguación de las Nike Air Max.

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM360_original

 

El siguiente avance llegó con la Air Max 360 en 2006, que finalmente alcanzó la meta de un zapato sin espuma – casi 20 años después del primer modelo de Air Max. Para crear las Air Max 360, el equipo de Forland utilizó como estabilizador la tecnología de aire “enjaulado” en lugar de espuma.

Pero este paso tampoco marcó el final de la evolución Air Max. El equipo de Forland había cumplido su misión, pero no pudieron resistirse a la idea de mejorar aún más el modelo. Forland y el equipo cambiaron su enfoque de la eliminación de espuma al aumento de la flexibilidad. Utilizando construcción tubular, construyeron profundos surcos de flexión en las cápsulas de aire de las Nike Air Max 2015, resultando en la plataforma más flexible de amortiguación en las historia de las Air Max.

Después de este largo camino, Forland aprendió que la innovación no viene sin riesgos.

 “Recuerdo la primera unidad de aire (Air-Sole) moldeado por soplado. Habíamos trabajado muy duro en eso y no teníamos idea si la gente lo recibiría bien. Yo me encontraba en un aeropuerto en el momento del lanzamiento de las primeras Air Max. Entonces estaba al teléfono con un técnico del laboratorio cuando vi a alguien caminando, usando unas Air Max. Me quedé mirándolo desde la cabina de teléfono y le dije: ‘Alguien los compró. Veo el aire subir y bajar. “Fue un gran riesgo, pero la recompensa fue más grande. Para la familia Air Max, lo mejor está por venir”- David Forland

 

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AM2015_original

ANATOMY_OF_AIR_INDIVIDUALS_JPEG_EXE_AMPLUS_original

You Might Also Like

No Comments

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: